Agile UX: ¿Cómo incluir métodos de UX en modernos procesos de desarrollo?

Tiempo de lectura: 3 minutos

Escribe Stefanie Müller, UX Designer.

Los métodos de User Experience (UX), deben asegurar que un interfaz de cualquier tipo (por ejemplo un sistema de software, un sitio web o una aplicación móvil), sea entendible y fácil de utilizar por el usuario.

 

El modo tradicional de UX

El trabajo en el área UX, consiste en dos partes: Lo primero es desarrollar los conceptos del sistema, y luego definir todas las funciones necesarias y su estructura de navegación. Sin embargo, aún el mejor especialista en UX no puede asegurar que su idea del sistema coincida con la comprensión que tendrá el usuario al momento de utilizarlo. Por eso, los estudios con usuarios reales o potenciales con la finalidad de recopilar requisitos y testear prototipos de sistemas, son esenciales para asegurar una mejor usabilidad y para permitir la solución de defectos encontrados.

Todo lo anterior, evidencia que estos pasos deberían ocurrir antes de la implementación. Es verdad que teóricamente es más eficiente que la implementación comience después de que el concepto de interacción del sistema esté definido detalladamente. Sin embargo, en el mundo real es diferente; los proyectos casi siempre tienen que ser realizados bajo la presión del tiempo, es así como el equipo de desarrollo comienza a trabajar en base a conceptos generales y todavía no aprobados; además, casi siempre aparece la necesidad de realizar cambios al concepto inicial, tanto por obstáculos técnicos o deseos internos de la empresa, los cuales idealmente deberían estar examinados en un estudio de usuarios. Es así como los diseñadores y los desarrolladores muchas veces trabajan paralelamente.

Sumado a lo anterior, los procesos en los equipos de desarrollo de sistemas digitales están cambiando: antiguamente los procesos eran estáticos y cada desarrollador trabajaba independientemente en sus tareas.

 

Una nueva forma de trabajar

Hace unos años apareció una nueva forma de trabajar y se instaló cada vez más. Ahora muchas empresas trabajan según los procesos de “Agile Development” como “Scrum” o “Kanban”.

Trabajar ágilmente significa que el alcance del proyecto está subdivido en tareas pequeñas y que el equipo trabaja en intervalos cortos con mucho intercambio entre los miembros. Esta forma de trabajar permite establecer líneas de tiempo, lo que se transforma en un trabajo más transparente y a su vez hace más predecibles los problemas.

A primera vista, parece difícil incluir métodos de UX en este ambiente dinámico y acelerado, sobre todo porque muchas veces simplemente falta tiempo para estudios con usuarios e iteraciones del diseño; pero la solución existe, el trabajo en el área UX puede beneficiar incluso a esos sistemas si los diseñadores se incluyen a si mismos y sus tareas en los procesos. Deberían transformarse en miembros directos del equipo, pero lo más importante es que siempre trabajen un paso adelantado.

 

Cómo aplicar un Agile UX

Si se subdivide el interfaz por funciones principales necesarias y las analizan de la misma manera, los desarrolladores pueden asumir la misma división de funciones y así poder hacer el trabajo preparatorio para cada una de ellas, elaborar el flujo de éstas y sus interacciones.

Con este método, los procedimientos de testeo cambian levemente porque se hace necesario ejecutarlos constantemente pero de manera muy específica porque sólo se analiza una función, lo que a su vez permite optimizar el tiempo requerido. Cuando la apariencia del interfaz ya está definida, los desarrolladores abordan la misma función y la construyen en el sistema.

De esta manera, los diseñadores están incluidos directamente en el proceso, lo que les permite ser flexibles a cambios detectados en el desarrollo de las funciones, incluso si eso significa modificar modelos elaborados con anterioridad; además de agilizar los tiempos requeridos para realizar dichas transformaciones.

 

Introducción de Agile UX en empresas

Con un “Agile UX“ se puede adquirir la gran ventaja del “Agile Development“ que es dividir una cantidad de trabajo abrumante para ser procesada trozo por trozo, eficiente y exitosamente. Pero no se puede dividir en dos procesos; lo más importante para que un proyecto sea exitoso, es una colaboración intensa entre los desarrolladores y los diseñadores. Además, ambos profesionales deben mostrar mutua comprensión, no tener miedo de rechazar ideas y comenzar otra vez para que el resultado final sea lo más óptimo.

***********************

Artículo publicado en Capire.info bajo licencia Creative Commons. Toda reproducción total o parcial debe incluir autor y fuente: www.capire.info

Compartir:Tweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Facebook

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *